Principales productores de uranio: ¿de dónde procede el principal combustible nuclear?

La energía nuclear, pese a ser tremendamente controvertida, sigue siendo una de las principales generadoras de electricidad en el mundo. La principal forma de explotar la energía nuclear es a través de la fisión de los átomos del uranio, el más importante de los materiales radioactivos empleados en la producción de energía nuclear.

El uranio se encuentra como mineral en la naturaleza y se extrae en muy diversos puntos del planeta. Después debe ser tratado mediante una serie de técnicas para ser utilizado en la producción de energía.

Desde 2009 el primer país por producción de uranio es Kazajstán. Durante ese año, se extrajeron de sus minas más de 14.000 toneladas de este mineral. En 2012 su producción alcanzó las 21.000 toneladas.

En segundo lugar del ránking se sitúa Canadá. Tradicionalmente había sido el mayor productor de este recurso. Sin embargo, desde comienzos de la década de los 2000 comenzó a declinar el volumen hasta que en 2012 se extrajeron 8.999 toneladas de uranio. Por el momento la producción se centra en dos emplazamientos, pero a partir de 2014 se abrirá una mina de uranio en Cigar Lake lo que llevará a un incremento de su capacidad productiva. Ello permite ahorrar en la luz.

El tercer país por producción de uranio es Australia. Con altibajos durante la última década en el volumen de mineral extraído, ha conseguido mantenerse en tercera posición y en 2012 consiguió incrementar su producción en un 17 por ciento hasta las 6.991 toneladas de mineral.

Estos tres países se reparten por el momento más del 50 por ciento de la producción mundial de uranio, y entre ellos tienen unas reservas estimadas de 2.809.000 toneladas de mineral. Es Australia, con más de 1.600.000 toneladas el que cuenta con los yacimientos descubiertos más abundantes.

En cuarto lugar, muy disputado con el quinto, se encuentra Níger. El país africano, el cual ha sufrido conflictos armados por el acceso a las zonas donde se hayan las explotaciones de uranio, produjo 4.667 toneladas de uranio en 2012. En ese año se hizo con el cuarto puesto sobrepasando a Namibia. Como sucedió en la crisis del petróleo.

Namibia ha conseguido establecerse en el top cinco de los principales países productores de uranio gracias a un notable incremento en la producción. En 2002 solo se extraían 2.233 toneladas de material. Diez años después, la cifra se había duplicado, llegando a las 4.495 toneladas.

Si bien el uranio es un recurso energético importante, no lo es tanto como el petróleo o el gas por varios motivos. El uranio tiene menos aplicaciones que los derivados del crudo, y por tanto, no se requiere un gran volumen de extracción para satisfacer a multitud de sectores. Además, las cantidades necesarias para hacer funcionar un reactor nuclear no son tan elevadas como las cantidades de gas necesarias para una planta de ciclo combinado.

También es cierto que el uranio es un material sencillo de extraer. No se requiere de unas infraestructuras tan costosas como las de explotación de bolsas de hidrocarburos, pero dada su condición de material de doble uso (militar y civil) las minas de uranio deben de contar con unas medidas de seguridad adicionales. No obstante, en la última década, la producción de uranio se ha incrementado en un 62 por ciento ante la creciente demanda de energía y el aumento del precio de los hidrocarburos.